Cerca de la localidad de origen de Aidou se estrelló un avión el pasado 24 de julio, perteneciente a la compañía española Swiftair. Mientras que el trágico accidente ha aparecido en todas las portadas, la historia de Aidou apenas aparecerá en la prensa.