Decía Dilma Rousseff que “para convertir nuestros sueños en realidad debemos superar las líneas de lo posible”. Muchas personas en los últimos años hemos soñado con cosas que parecían, a todas luces, imposibles. Algunas personas soñaban con que la vivienda fuese un derecho y no un bien con el que especular. Otras imaginábamos, por eje…