“Lo simplista es decir que hay que contener a Vox pero lo que hay que hacer es mirar qué lleva a los votantes a apoyarles”, recomienda este historiador que lleva décadas analizando los movimientos de extrema derecha.
Casals alerta de los errores que los medios de comunicación pueden cometer a la hora de informar sobre estos partidos: “Hablar de Vox por hablar de Vox es una inercia informativa que les beneficia”

No fue una orgía, señores, por mucho que los opresores de mujeres, los que no nos respetan, los que quieren volver al patriarcado más virulento y opresor, se hicieran fuerte en su discurso